PRESUNCIÓN DE CAPACIDAD ECONÓMICA EN UN DIVORCIO

PRESUNCIÓN DE CAPACIDAD ECONÓMICA EN UN DIVORCIO

En un divorcio o en un proceso de guarda y custodia, hay que tener en cuenta, la contribución económica, que se han de establecer y sus cuantías. Por ello hemos de abordar, el presente supuesto, desde dos puntos de vistas, el primero, como saber los rendimientos económicos de las partes que declara y que se pueden obtener vía agencia tributaria u entidades publicas. En segundo lugar, aquellos rendimientos que obtiene una de las partes que no podemos acreditar via agencia tributaria.

 

1.- Capacidad económica obtenida por la agencia tributaria y entidades publicas análogas.-

En virtud del artículo 293, siguientes y concordantes de la LEC, podemos  efectuar la PROPOSICIÓN DE PRUEBA ANTICIPADA, con la finalidad de que se practique con anterioridad al acto de la comparecencia del pleito principal, a fin de acreditar en ella la actual y real situación patrimonial de la persona que nos interesa.

De tal forma, y para acreditar la situación patrimonial,podemos oficiar vía juzgado. –

Que desde el propio juzgado, se libre oficio a la agencia tributaria a fin de que remite cuantos datos fiscales de los últimos cinco ejercicios, también podemos oficiar al centro de trabajo  a fin de que aporte las ultimas 12 nominas –, otro aspecto importante es que se libre oficio a la Tesorería general de la Seguridad Social a fin de que informe de vida laboral, y por ultimo que desde la letrada de la administración de justicia, se acceda – y se nos ponga de manifiesto – a cuantos datos le permitan las aplicaciones informáticas actualizadas, respecto a la averiguación patrimonial.

 

2.- Capacidad económica obtenida vía presunciones.-

Ejemplos de capacidad económica de las partes (relevantes en Sentencias de Audiencia provinciales).-

  • Viajes recientemente a París, en un viaje de recreo y, aunque hubiera sido invitada como alega, un desplazamiento así siempre ocasiona gastos que no puede sufragar una persona carente de todo tipo de ingresos.
  • Adquirir un teléfono móvil de un preciso superior a 300 euros, y aunque esa cantidad la hubiera obtenido de un préstamo de un amigo, habrá de devolverla, y si no dispusiera de cualquier clase de ingresos no efectuaría un gasto elevado en un dispositivo de elevada cuantía, cuando existen otros en el mercado de precio muy inferior.
Javier Hernández Hernández

Call Now Button